Anaïs Nin y el relato erótico

anais nin reedita diarios

Según relata Anaïs Nin en el prólogo de Delta de Venus, uno de sus libros emblemáticos, al escritor Henry Miller lo contactó un coleccionista y le ofreció cien dólares mensuales a cambio de que escribiera relatos eróticos. Miller no aceptó pero le propuso la tarea a Anaïs. Ella accedió aunque pronto recibió una llamada del coleccionista, quien le aseguró que sus relatos eran excelentes pero le sugirió un cambio: “Menos poesía. Sea concreta”.

La respuesta de Nin llegó en una carta:

“Querido coleccionista: le odiamos. El sexo pierde todo su poder y su magia cuando se hace explícito, mecánico, exagerado; cuando se convierte en una obsesión maquinal. Se vuelve aburrido. Usted nos ha enseñado, mejor que nadie que yo conozca, cuán equivocado resulta no mezclarlo con la emoción, el hambre, el deseo, la concupiscencia, las fantasías, los caprichos, los lazos personales y las relaciones más profundas (…). Usted no sabe lo que se está perdiendo a causa de su examen microscópico de la actividad sexual, que excluye los aspectos que constituyen el carburante que la inflama. Aspectos intelectuales, imaginativos, románticos y emocionales. Eso es lo que confiere al sexo sus sorprendentes texturas, sus sutiles transformaciones, sus elementos afrodisíacos. Usted está dejando que se marchite el mundo de sus sensaciones; está dejando que se seque, que se muera de inanición, que se desangre.”

Revista cultural Ñ, 485

Anuncios

17 comentarios el “Anaïs Nin y el relato erótico

  1. Por favor, que manera más apasionante de decir no a una propuesta. No conozco a Nin pero desde luego, una vez más, has abierto mi deseo de leer a a esta autora. MIl gracias desde mi pequeñita cultura.

    Me gusta

    • Borgeano dice:

      Ninguna cultura es pequeñita, querida. Menos cuando quien la posee no se detiene (ésa es una cultura pequeñita: la que está estancada). Yo tampoco he leído mucho a Nïn, así que estamos iguales. Me ha gustado muchísimo ése fragmento de un artículo y, como tú dices, la preciosa y digna respuesta me pareció maravillosa. Ahora tengo que leer sus libros; si esta mujer escribe así una carta me imagino que sus libros serán mejores aun.
      Cariños.

      Me gusta

  2. danioska dice:

    Lo leí en Ñ y me dejó pasmada (igual que a ti, imagino). Pensaba postearlo algún día pero ya me ganaste, querido!! Jaja, es una maravilla de texto, más allá de la elegancia de la pluma de Nin (hasta ahora, su cuento Pajaritos me sigue pareciendo lo mejor que le he leído en narrativa): el sexo visto como infinidad de matices, contextos, lecturas, acentos, posibilidades. Me encanta!!!

    Me gusta

    • Borgeano dice:

      15 – 0 Ventaja Borgeano. Sí, el texto me pareció delicioso, además de certero. Nïn es una asignatura pendiente, tengo algo de ella en lista de espera (soy, recuerda, de los que compra más de lo que puede leer), pero al menos trataré de leer el cuento que destacas. (Sin ir más lejos, dejé el libro de Mangue a un lado porque me compré tres de Javier Marías y bueno, uno de cuentos me llamó imperativamente).
      Cariños.
      Veo que el Ñ te llega casi sin demora. Eso me gusta, podré comentarte –alguna vez– algún tema en particular.

      Me gusta

      • danioska dice:

        Ese cuento me parece excelente, ojalá te guste. Yo lo tengo en una antología de cuentos de Nin y ese cuento da título al volumen. Entiendo perfecto lo de “comprar más de lo que puedes leer”, me pasa idéntico y luego me empiezo a estresar porque quiero leer a ritmo más rápido, jaja. El Ñ me llega a veces con poca demora y a veces con un poco más, pero en general cada mes. De todas formas sin duda podremos comentar…
        Abrazo

        Me gusta

      • Borgeano dice:

        Dan, busco y me aparece el libro Pájaros de fuego. ¿Es ése?

        Me gusta

      • danioska dice:

        En efecto, como dice Carlos, la compilación se llama tal cual Pajaritos…

        Beso

        Me gusta

  3. No es pájaros de fuego, son una serie de relatos y el que le da titulo a ese libro se llama pajaritos, a mí gusto es de lo mejor de Anais Nin y luego sus diarios, esos si gustan de los chismes tienen que leerlos…

    Me gusta

  4. El Fauno dice:

    Curioso y acertado cuanto menos. El sexo debe ser sutil para ser bueno. Una prosa lasciva genera asco.

    Me gusta

  5. gaviotasinamor dice:

    Estoy totalmente de acuerdo con Nin
    Gracias por compartir esta belleza
    Un beso

    Me gusta

    • Borgeano dice:

      Todos estamos de acuerdo con Nin, G. Somos personas adultas y sanas. Quien esté en desacuerdo con ella no puede ser más que un enfermo. Por eso, querida, nuestro infierno va a ser encantador.
      Feliz día (digo yo cuando aquí son las siete de la mañana).

      Me gusta

  6. Para complemento de los posteos anteriores, me permito compartiros unas espinelas del poemario “69 Eróticas y Lujuriosas”. Espero os agraden:

    1.- Mañanitas

    El tintineo de tu risa
    me despierta en la mañana
    estoy solo y en la cama
    quedó tu aroma sin prisa.
    Huele a tí, gata sumisa
    de acompasados espasmos
    de innumerables orgasmos
    derramados con ternura;
    huele tu sexo a dulzura
    a humedades y a marasmos.

    2.- Dormida

    Una manta lujuriosa
    cubre tu pubis, apenas
    tus manos posan, sin pena
    en mis piernas sudorosas.
    Te has dormido ¡Vé qué cosa!
    Yo nunca lo imaginé
    que luego de amar, después
    de tanta pasión terrible
    te durmieras apacible
    como una hermosa bebé.

    3.- Jinetes

    Voy cabalgando en tu sexo
    por sabanas de placer,
    soy el hombre, tú mujer
    tú cóncava, yo convexo.
    Juntamos plexo con plexo
    piernas, brazos y caderas
    y un galope a la carrera
    como jinetes moriscos
    azuzamos a mordiscos
    y a besos de primavera.

    Me gusta

    • Borgeano dice:

      Pues muchísimas gracias Andrés, los tres poemas son estupendos. Mi relación con la literatura erótica es ambivalente; para mí es un tema que si no se toca correctamente no me seduce ni me atrae.
      La ventaja de estos poemas es, en parte, su brevedad, dicen todo lo que deben decir y lo hacen en un tiempo preciso, medido, el que no deja lugar para que la imagen canse o se torne vulgar.
      Muchísimas gracias otra vez.
      Un abrazo.

      Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s