Prohibir, cuando corresponde.

020

Prohibido el ingreso de animales. Todos hemos visto un cartel como éste a la entrada de un comercio o de un edificio. Ayer vi uno de tantos y se me ocurrió que bien podríamos aplicar esa regla a nuestra propia vida. Claro, hago la aclaración de que hablo de animales no en el sentido de mascotas animales de compañía; los cuales casi por definición entran fuera de la categoría de meras bestias. 

Extendiendo un poco la misma idea podríamos preguntarnos: si no permitimos que nadie entre a nuestra casa con los pies llenos de barro ¿Por qué dejamos que nos pisoteen a nosotros mismos una y otra vez? Si alguien quisiera romper los cristales de nuestra habitación lo detendríamos a cualquier precio, incluso llamaríamos a la policía si hiciera falta ¿Entonces por qué dejamos que nos rompan el alma en cientos de pedacitos mínimos y, peor aún, después los justificamos? “Oh, no lo hace a propósito”; “Realmente está cambiando”; “Es que siempre fue así…”.

Justificar al bárbaro es un acto de cobardía. Y ser cobarde es peor que ser bárbaro; es ser subalterno del bárbaro, es ser la ofrenda autoimpuesta del bárbaro. No deberíamos olvidar que pararse, no siempre significa ponerse de pie.

Anuncios

17 comentarios el “Prohibir, cuando corresponde.

  1. Lilith dice:

    Hay que saber decir NO y en caso de no saber, hay que aprender a no perder la dignidad. Un fuerte abrazo. Me ha gustado mucho tu entrada.

    Le gusta a 1 persona

    • Borgeano dice:

      Gracias Lilith. Aprender a decir NO es una tarea poco sencilla, pero que rinde sus frutos. Y no perder la dignidad es lo primero que deberían enseñarnos, sin embargo, generalmente es al revés; por eso debemos desandar un camino que nos marcaron como inevitable y que no lo es.
      Cariños.

      Me gusta

  2. Mariel dice:

    Sabes a qué me sonó? a una madre justificando a un hijo, a ese temor de confirmar lo que el corazón presiente..

    A veces pensamos que minimizando el daño se vuelve más llevadero, es probable que negarnos a enfrentarlo sea más doloroso para todos; decisiones, a eso se resume todo.

    Le gusta a 1 persona

    • Borgeano dice:

      Que una madre justifique a su hijo llegaría a ser comprensible; después de todo el ser padres nos impide actuar con objetividad. Para mí lo peor es cuando una persona justifica a una pareja, a un jefe o a un “amigo” con esas palabras. Creo que el primer caso es el más común. El de justificar a la pareja con esos términos.
      Y a veces nos engañamos a nosotros mismos para que el daño sea más llevadero. Ése “Está cambiando, en serio” lo he escuchado infinidad de veces; y esa gente, lo digo por experiencia, no cambia nunca. Pero esa frasecita calma los nervios y esconde la cobardía en el desván.
      Creo que uno debe aprender a enfrentar a esos individuos y, sobre todo, a nuestros propios miedos. Después viene la liberación.
      Cariños.

      Le gusta a 1 persona

  3. Nimeria dice:

    Me gustó mucho tu entrada.
    Hay que cuidarse a uno mismo, pues nadie más lo hará sino das el ejemplo.

    Besos!

    Le gusta a 1 persona

    • Borgeano dice:

      Así es Nimeria, me gusto lo sintético de tu comentario: “Nadie más lo hará si no das el ejemplo”. Y la cuestión es que sólo hay que dar uno o dos pasos, luego ves que no es tan difícil y que,por el contrario, defender tu verdad te hace sentir más que bien.
      Cariños.

      Me gusta

  4. diaeconomina dice:

    Reblogueó esto en EcoSinVozy comentado:
    Una entrada de Borgeano que me ha llegado al corazón!.

    Le gusta a 1 persona

  5. diaeconomina dice:

    Creo que si uno o una pierde su dignidad en nada se queda, sólo es una marioneta de cualquiera. Muchas gracias por tu reflexión porque me hacía falta.

    UN ABRAZO GORDO BORGEANO Y BUEN AGOSTO! 🙂

    Le gusta a 1 persona

    • Borgeano dice:

      Gracias Día por rebloguear y por tu comentario. Me alegra saber que haya llegado en un momento en que “te hacía falta”. A veces me ha pasado eso: leer un texto (incluso alguno ha sido tuyo) “en el momento exacto”. Incluso a veces son cosas que uno ya había pensado de una u otra manera; pero verlo escrito por otro hace que nos llegue un poco más profundo.
      Un fuerte, fuerte abrazo y a agosto démosle duro. Saquémosle el jugo como si fuese una uva madura.
      Cariños.

      Le gusta a 1 persona

  6. Uff, es un tema bien complejo, el tema es que cuando la gente ve una injusticia y no hace nada, se convierte en complice.

    Yo conozco el caso de un pedofilo cuya familia prefiere callar. A tal extremo que su hermana jura y rejura que es el mejor hermano del mundo porque acepto ser el padrino de su hijo.

    No entiendo como nadie es capaz de decirle la verdad. Lo que es peor, creo que ella no lo creeria y se lanzaria con uñas y dientes a defender a su hermano.

    No hay peor ciego que el que no quiere ver.

    Saludos!

    Me gusta

  7. Borgeano dice:

    Julieta: escribo éste comentario escondido detrás de una máscara de esas de V de Vendetta. Sé que debo una visita a tu blog y una crítica que te prometí hace tiempo, pero créeme que estoy atravesando momentos de cambios profundos y eso implica que mi mente esté en cualquier lado a cualquier hora. Espero estar en mejores condiciones en otro momento, sólo puedo asegurarte de que no me olvidé de aquello.

    El caso de los pedófilos es terrible. El 80% de los casos ocurre dentro de la propia familia (padres, padrastros, tíos. Y madres abusivas también, aunque parece ser menos frecuente). Y sí, lo peor es que se tapa dentro de la propia familia también. Una atrocidad cubriendo otra. En la entrada hablaba de temas un poco más livianos, como los actos que ciertas personas les permiten a sus parejas, por ejemplo; pero lo que dices también vale. Incluso más que lo que yo expuse.
    La ceguera voluntaria me parece atroz. Y hay tantos…

    Cariños.

    Me gusta

  8. Leyla dice:

    bellas letras, y muy ciertas… un abrazote Borgeano

    Me gusta

  9. Me gusta mucho tu planteamiento, si señor, NO podemos dejar que nos pisoteen. Un saludo.

    Le gusta a 1 persona

  10. Borgeano dice:

    Gracias tinteroypincel; me alegra saber que te ha gustado ésta entrada. Como siempre, un placer.
    Saludos.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s