Otra faceta de la clásica dualidad.

heart-vs-mind-900

“No entendí nada ¡Pero me encantó!” ¿Cuántas veces nos hemos encontrado diciendo esta frase luego de ver una película o de haber asistido a una muestra de arte novedosa o particularmente abstracta o experimental? Yo recuerdo varios casos, sobre todo de películas que requirieron posteriores revisiones para poder llegar a la propuesta final: Synecdoche New York, Memento, Imperium son algunos nombres que me vienen a la mente de inmediato. Sin duda, ésa es una frase bastante curiosa. Por un lado tenemos la curiosidad primera de que algo nos guste mucho sin haberlo comprendido por completo; en segundo lugar por la no tan evidente declaración que nos expone sin darnos cuenta: solemos darle más importancia a la razón que al sentimiento. Yo mismo acabo de decirlo (y lo que es peor: acabo de darme cuenta): he tenido que ver varias veces una película porque “Me encantó, aunque no entendí nada”. ¿Por qué hacemos esto? Por supuesto, no tengo ninguna respuesta, al menos hasta ahora. Las primeras  respuestas que se me ocurren son obvias (“Como seres racionales tendemos a la comprensión de las cosas…” o “No comprender nos produce angustia” etc. Como respuestas que vienen rápido y sin mayor precisión, despiertan mi desconfianza. Por experiencia sé que si hay alguna explicación ésta suele ser un poco más compleja). Como bien saben muchos, prefiero las preguntas a las respuestas; así que dejo esto acá mientras me voy a caminar masticando un poco esta idea. Salir a caminar mientras pienso en cosas como esta es uno de mis grandes y modestos placeres; aun cuando a veces regrese y me diga “No entendí nada ¡Pero me encantó!”

Anuncios

14 comentarios el “Otra faceta de la clásica dualidad.

  1. Sil.Alcalá dice:

    Yo que no soy ni muy culta ni muy lista ni muy experta en nada, tengo esa sensación muchas veces. Antes me agobiaba, buscaba información sobre tal autor o pintor para entender qué magia oculta generaba mis emociones, qué había en su vida que lo plasmaba y mi subconsciente lo detectaba pero no mi razón. Hace un tiempo que decidí disfrutar de las sensaciones y punto. Nuestra mente es tan compleja que es mejor confiar y dejarse llevar. A veces sólo! Memento es un gran ejemplo de lo que describes! un saludo dual!

    Le gusta a 2 personas

    • Borgeano dice:

      Yo, Sil, me encuentro en un punto intermedio; tal vez, debería decir en ambos puntos sucesivamente. Sí busco información sobre un artista del que me gusta su arte, porque sé que esto hace a una comprensión más rica de la obra; pero en general lo primero que hago es abandonarme al placer puro de lo estético; la comprensión viene después y enriquece a lo que sentí en un primer momento. Déjame decirte, por último, que tu comentario no es el de alguien “poco culto o poco listo”, al contrario; y eso es muy agradable.

      Un fuerte abrazo.

      Le gusta a 1 persona

  2. Rosa Ave Fénix dice:

    Haces una buena reflexión de una pregunta que seguro nos hemos hecho todos,… “sí me gusta… pero hay algo que se me escapa”… me parece que tendría que leer de nuevo el libro o ver la pelicula de nuevo para captar lo que me queda por descifrar” y diferentes reflexiones, segura estoy que somos a montones los que nos pasa eso.
    Bess… o ya tienes demasiados ???? jejeje

    Le gusta a 1 persona

    • Borgeano dice:

      Eso parece ser una constante, querida Rosa y es evidente que esto debe ocurrir porque nadie sabe todo de todo; así que siempre habrá algo que se nos va a escapar. A veces esas relecturas “para comprender mejor” traen aparejadas nuevos placeres estéticos, lo cual no está nada mal. Sea como fuere, creo que tendemos a darle mucha más importancia a la razón que al sentimiento.

      Y no, nunca son demasiados (hoy, de hecho, no apareció ninguno) así que venga ¡a festejar!
      Besos mil.

      Me gusta

  3. nuryart dice:

    Es el poder de la estética,de nuestra percepción sensorial de la belleza,aunque no entendamos el “todo”. El arte (en sus distintos formatos: artes plásticas, artes escénicas…) siempre ha tenido una connotación estética de sensibilizar al espectador sin importar el contenido o la intencionalidad de una obra. Por eso creo que el poder de la estética es mucho más importante y más fuerte que el conocimiento, ya que alguien que no entienda de arte o cultura puede sentirse cercano y abrumarse ante una obra de arte pese a no saber nada al respecto. Un saludo.

    Le gusta a 1 persona

    • Borgeano dice:

      Me gustan los puntos que expones, Nuryart; una prueba de ello lo tenemos en los niños ¿no? Acceden al arte a pesar de no tener ningún “marco de referencias” previo. Lo mismo sucede a toda edad, claro está; pero creo que en la niñez lo podemos observar de manera más pura y directa. Por mi parte, creo que se hace necesaria una síntesis de ambos aspectos, cuando uno madura y tiene ya conciencia de lo que significan las palabras y los hechos, puede enriquecer ese placer estético añadiéndole conocimiento puro, ya sea a través del conocimiento más profundo de las obras o a través de las intenciones del artista, etc. De todos modos, la sensación puramente estética es lo que viene primero y esa sí, no se explica de ninguna manera.

      Gracias por tu comentario.
      Saludos.

      Le gusta a 1 persona

      • nuryart dice:

        Exacto. El ejemplo de los niños es el más puro, ya que no está enmarañado con ningún conocimiento previo; según crecemos ya vamos “contaminándonos” (por decirlo de alguna manera) de diferentes ideas y se va conformando el “gusto”. Lo bueno es, como dices, aunar las dos cosas, el conocimiento y ese gusto estético. Me gusta mucho el blog, es interesante. Lo seguiré de cerca. Saludos.

        Le gusta a 1 persona

      • Borgeano dice:

        Gracias, nuevamente, a ti.
        Saludos.

        Me gusta

  4. ¡Buena reflexión, amigo!

    En Zen dicen.
    “Si comprendes, las cosas son como son. Si no comprendes, las cosas son como son”
    Reflexión mía: la belleza siempre es belleza porque alcanza a la parte más sensible nuestra. Nos gusta algo porque lo encontramos bello, o nos estremece, o… tantos o… Lo bello es bello, entendamos o no el porqué.
    En el terreno cinematográfico nos pasa a todos. El saborcito que te deja una película muchas veces no se corresponde con la comprensión de la misma.
    Ahora bien, después de entender el mensaje, cuál es ese saborcito. ¿Es más intenso, diferente, o igual?

    Buena mañana de sábado, y un abrazo!

    Le gusta a 2 personas

    • Borgeano dice:

      El Zen es otro ámbito de deliciosas comprensiones súbitas. Estamos de acuerdo en que la belleza se impone por sí misma; lo estético tiene un peso propio que hace toda comprensión posterior como algo que se añade, pero que nunca puede suplirlo o, mucho menos, que es lo estético en sí. En mi caso particular, entender el mensaje (o sumar capas de sentido intelectual a lo sentido emocionalmente) es otra fuente de placer añadido. Me gusta muchísimo el aprender o saber más del artista o del a obra en sí. Creo que eso, en muchos casos, potencia el valor estético. Ahora se abre aquí una nueva cuestión más compleja y tal vez insoluble: ¿Cuánto de lo estético permanece en sí y por sí y cuánto añade lo que podamos comprender después? Me voy a pasear otra vez…

      Un fuerte abrazo.

      P.D.: me encuentro con problemas de conexión, Xabier; en un par de días restableceré mis visitas a sus sitios.

      Me gusta

  5. Bueno, los especialistas en eso que llaman cerebro te dirían que el cerebro emocional es más rápido que el neocortex (reflexivo) porque ha sido el eu siempre nos sacó de los apuros, quizás por eso siempre somos más rápidos aceptando-rechazando que comprendiendo…., saludos.

    Le gusta a 1 persona

  6. Shira Shaman dice:

    Solía pasarme, hasta que empece a disfrutar sólo porque si, ahora cuando veo una película o cuando leo un libro lo disfruto y ya despues me pregunto lo que me deja o lo que entendí; me gusta la manera en que planteas preguntas pues me dejas tarea. Besos duales 🙂

    Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s