Tiempo de vida.

EnjoyCapitalismSticker1a

Tengo una amiga que tiene tres trabajos. No todos el mismo tiempo, claro; es decir, no todos los días alterna los tres, sino que lo hace a lo largo de la semana entera. Eso hace que viva corriendo de un sitio a otro casi sin descanso. Ella es joven, hermosa, inteligente, culta y, por sobre todo, una persona amabilísima. Sí, parece no tener defectos (si los tiene los mantiene bien ocultos; de todos modos, no importa en lo más mínimo). Hace mucho que nos cruzamos a charlar y, debo ser sincero, la echo de menos. No siempre nos entendemos, claro. Yo, por ejemplo, no entiendo cómo puede estar desperdiciando su vida de esa manera; ella no entiende cómo yo puedo vivir así, casi al azar y sin nada que me ancle a sitio alguno. Ése es uno de los pocos puntos en el que no nos entendemos y supongo que va a ser difícil que podamos hacerlo. Tampoco importa, claro, la amistad pasa por otros carriles más ricos. Pero ahora encontré las palabras justas para decir lo que siempre quise y no pude. Las palabras exactas para dar a entender mi punto de vista. No son palabras mías (¡ojalá lo hubiesen sido!) sino de José Mujica, el ex presidente uruguayo. Las transcribo aquí:

“Inventamos una montaña de consumo superfluo; y hay que tirar y vivir comprando y tirando… y lo que estamos gastando es tiempo de vida. Porque cuando yo compro algo, o tú, no lo compras con dinero; lo compras con el tiempo de vida que tuviste que gastar para tener ese dinero. Pero con esta diferencia: la única cosa que no se puede comprar es la vida. La vida se gasta. Y es miserable gastar la vida para perder libertad”.

Eso es lo que siempre quise decir y nunca pude hacer con esas palabras. Eso es lo que me hubiese gustado decirle a mi amiga, esa que tiene tres trabajos y a la que echo tanto de menos.

Anuncios

24 comentarios el “Tiempo de vida.

  1. Me gusta mucho esta entrada que coincide con mi filosofia cada dia mas. Cuesta darse cuenta de esto porque desde pequeños nos aleccionan y vemos el ejemplo de que hay que tener más para ser más. Y no todos somos capaces de ver que las cosas que poseemos no son lo que nos da valor sino que el valor está dentro de cada uno. Cada dia intento rodearme de aquellos que piensan más parecido a mi y afortunadamente tambien cada dia somos más. Besos querido amigo.

    Le gusta a 2 personas

    • Borgeano dice:

      Mi querida Ana, sé que estamos en el mismo barco y no solamente en lo referente a este tema; sino, por fortuna, también a muchos otros no menos importantes. El tema de hoy es algo que he charlado mucho en estos últimos tiempos, ya que por mi forma de vida actual muchos ven que puede llevarse adelante de manera práctica, aunque no pocas veces nos ponga en algunos aprietos (uno vive, después de todo, en una sociedad capitalista, así que uno puede manejarse en ciertos márgenes, pero nunca estar fuera del sistema de manera completa). El poseer cosas hace que muy rápidamente uno termine siendo el poseído por ellas. Creo que allí está la base de todo ese círculo negativo que impulsa a la gran, enorme, mayoría, a vivir pendientes de un sueldo que apenas les alcanza para vivir, mientras la vida se les escapa sin que se den cuenta. Sin duda es un sistema perverso, pero bien preparado y aceitado como para que esa misma mayoría lo considere como inevitable.

      Besos mil y sigámonos rodeando de gente que nos alimente y nos impulse. Nada como amigos así.

      Le gusta a 1 persona

  2. El tiempo somos nosotros, es el oro de la vida. El transcurrir de nuestra existencia. Preciosas palabras las de Mújica.

    Le gusta a 2 personas

    • Borgeano dice:

      José Mujica es un referente a muchos niveles; éste, el del pensamiento filosófico, es simple, directo y certero; lo cual lo hace particularmente interesante (la tesis once de Marx aplicada en su totalidad). En cuanto a nosotros, en tanto que personas, no somos más que eso: pequeñas sumas de tiempo. ¿Para qué, entonces, desperdiciarlo?

      Un abrazo.

      Le gusta a 1 persona

  3. lulu dice:

    ¡Hermoso! Filosofía aplicada a la vida diaria que nos hace no ver más allá de lo que tenemos. Vivimos para presumir siempre lo que tenemos y vamos comprando para enseñárselo al otro y decirle “tengo esto que tu no tienes”. lo peor es que no sabe que por dentro sólo tiene un enorme vacío, porque perdió tiempo de sí para tener esas cosas.
    ¡Encontré un amigo con el que estoy aprendiendo a vivir! Gracias.

    Le gusta a 1 persona

    • Borgeano dice:

      Es cierto lo que dices, Lulú: la mayor parte de las cosas que compramos es para que las vea “el otro”; lo cual hace que todo parezca más tonto aún. Pero lo bueno es que nunca es tarde para empezar a cambiar las cosas. ¿Hemos perdido tiempo de vida? Pues disfrutemos lo que tenemos por delante. De nada sirve lamentarnos por el tiempo que quedó atrás. Hoy es hoy y nada podemos hacer más que vivir.

      Un abrazo.

      Me gusta

  4. danioska dice:

    Auch, qué mazazo en la cabeza. Aunque suelo andar corriendo de un lado al otro con mil actividades (juro que no me gusta, pero pareciera que sí), al menos me salva un poco que el consumismo no es lo mío, es decir, me meto en mil y un proyectos un poco por gusto y otro poco por ahorrar para mis tan acariciados viajes. ¿Me condeno yo misma en el altar del dios Moloch? Ay.
    Beso,
    J

    Le gusta a 1 persona

    • Borgeano dice:

      Sabes que no hay reglas fijas aquí (me refiero al tema) ni tampoco en quien esto escribe. Quien quiera vivir trabajando para pagar por cosas que luego usará otro, allá él. No juzgo ni juzgaré a quien piensa diferente; pero hay casos en donde realmente uno siente una profunda pena por esa vida que se está desperdiciando. En tu caso no creo que esta crítica se aplique, ya que bien sabemos que tus rumbos son bien otros. Yo no hablo de no trabajar; sino de desperdiciar nuestro tiempo en asuntos o negocios que no nos competen y que en nada nos benefician. En tu caso te dedicas a lo que te gusta y quieres hacer; en ese sentido eres una persona afortunada entre muchas (cuidado: digo “afortunada” no en el sentido de quien solo tiene “buena suerte”; lo tuyo no fue un golpe de fortuna, sino una decisión tomada de manera consciente. Allí hubo riesgo, dudas y no pocos temores. Haberte sobrepuesto a ellos es lo que dignifica a tu andar actual). En síntesis: no son todos los que están ni están todos los que son.

      Besos.

      Le gusta a 1 persona

  5. Mar dice:

    Ah, pero es que a veces ese tiempo gastado en 3 trabajos puede ser gratificante… mi abuelita solía decir que trabajo anhelado no es trabajo, es placer disfrazado.

    Le gusta a 1 persona

    • Borgeano dice:

      En este caso, querida Mar, no es así. Sé que esa persona tan especial quisiera estar en otro sitio; trabajando, sí, pero no de esta manera ni bajo estas condiciones. Tampoco es que este estado de cosas sea privativo de esta persona en particular; sino que uno lo ve como una forma de vida demasiado generalizada. No es mi postura la de “dejen de trabajar para vivir”; no, de ninguna manera; sólo es que creo que dejar la vida por unos pocos pesos no es un buen negocio.

      Un abrazo.

      Me gusta

  6. Shira Shaman dice:

    Tu entrada queda como perfecto enlace de un documental que vi ayer que se llama Requiem para el sueño americano de Noam Chomskyel capitalismo nos arrastra sin querer; yo intento ser menos superflua, me mueven las palabras de José Mujica, “inventar montañas de consumo, vivir para tener que gastar y dejar que la vida se nos gaste sin vivirla, en mi caso reconozco que me gusta la seguridad de trabajar para darme algunos gustos, me aterra el azar, pero eso no debe estar peleado con que se pueda disfrutar el trabajo, ahora me considero afortunada pues uno de mis trabajos lo disfruto enormemente,puedo ensayar por horas y planear proyectos sin cansarme, en efecto hay amigos que se extrañaran siempre, y una buena platica con un amigo al que se quiere no tiene precio, así es que qué esperas, llama a esa amiga. Abrazos Borgeano. 🙂

    Le gusta a 1 persona

    • Borgeano dice:

      Gracias por lo del documental, Shira; intenté verlo pero no pude (no tengo cuenta de Netflix y aunque está en Youtube no tiene subtítulos y, aunque un poco de inglés entiendo, la temática en sí hace que me cueste comprender algunas cosas. La voz de Chomsky tampoco me ayuda; en algunos momentos sólo escucho un galimatías sin sentido).
      Insisto en lo que dije en otros dos comentarios: en ningún momento mi postura fue la de “dejen de trabajar para vivir”; sino que sólo critico lo contrario, es decir a aquella idea de no vivir por trabajar. Todo, en esta vida, debe tener un equilibrio y ciertos límites; nada más que eso. Quien disfruta de su trabajo es un ser afortunado; así que allí no hay nada que criticar (tampoco es que yo sea el Gran Crítico ¿no?).

      Un abrazo y a seguir trabajando.

      Me gusta

  7. rigo morales dice:

    Me viene a la cabeza algo que decia el difunto Facundo Cabral. Algo si como: en el trabajo nos pagan por nuestro tiempo y lo unico que no podemos comprar es eso; tiempo.

    Pero tambien pienso que como personas pasamos por diferentes etapas y estamos en diferentes condiciones fisicas, de acuerdo a la edad. Es bueno estar siempre algo productivo, sea lo que sea. Seria bueno trabajar mucho de joven (si hay oportunidades) y tratar de mantener reservas para cuando ya no podamos trabajar. Pero esto nos lleva a otro dilama: preocuparse por el futuro cuando este es incierto como la vida. O empen’ar el presente y no disfrutar el dia de hoy por estar preocupado por el manana, sin saber si habra man’ana.

    Pero tambien es cierto que hay gente obsecionada con el dinero. He conocido algunas.

    Le gusta a 1 persona

    • Borgeano dice:

      Estimado Rigo: los dilemas morales y prácticos que nos traes no son para nada menores. Cada opción que tomemos implicará un alto grado de inseguridades (las opciones que descartaremos siempre serán mayores que la decisión, la cual no es más que una sola). Tal vez lo correcto sea mantener todo en equilibrio; lo cual es complejo pero no imposible. Como dije en otros comentarios, no estoy criticando al trabajo ni a quien trabaja; sólo critico la idea o la conducta de dejar de vivir por un poco de dinero. Más aún cuando esa persona es consciente del alto precio que está pagando. Después, de un ejemplo personal salto a la generalidad de la idea y allí sí critico al sistema capitalista extremo, el cual hace de estas conductas una norma.

      Un abrazo.

      Me gusta

  8. Pues pareces retratar a muchísimas personas… Entre las que por desgracia me incluyo, no se si guapa, inteligente y culta como tu compi, pero corriendo a cada uno de mis tres trabajos 24 7/30

    Le gusta a 1 persona

    • Borgeano dice:

      Lamentablemente es así, Vanesa; un mal propio del siglo XX y peor aún por sus alcances, del siglo XXI. Yo también lo he vivido (o sufrido) durante muchos años. Mi intención no es personalizar la crítica, claro está. Critico al sistema a partir de una anécdota personal; sólo es esa mi intención.

      Un abrazo.

      Me gusta

  9. 24/7/30/365… Fabulosa tu entrada y las palabras de José Mujica … Este ritmo es en la mayoría de los casos no es deseado… Dios santo!! Quiero cambiarlo… Mi tiempo es oro y la vida se pasa…

    Le gusta a 1 persona

    • Borgeano dice:

      Espero que puedas hacerlo; sé que cada caso es difícil y diferente; pero en algún momento podrás hacerlo (en mi caso personal lo he llevado adelante por obligaciones personales, como son los hijos; ahora que ellos son grandes y hacen su vida es cuando puedo darme el enorme lujo de vivir como quiero; aunque eso tampoco es fácil de lograr. De todos modos, insisto es que es posible y muy, muy, muy satisfactorio).
      Los mejores deseos para ti.

      Un abrazo.

      Me gusta

  10. Chocani dice:

    Interesante la entrada, yo misma estoy a punto de sumergirme en la locura simultánea de un trabajo freelance, dos clases que impartir por semana y continuar estudiando la maestría. Ahora sí, después de mucho tiempo de tener mucho tiempo pasaré a no tener casi tiempo. He estado pensando bastante sobre lo que eso me va a acarrear, yo que soy tan dispersa y contemplativa, pero no estoy asustada; me parece importante explorar los límites de lo que uno ‘puede’ hacer porque es una manera de descubrir lo que uno ‘quiere’ hacer, y encontrar el modo de hacerlo. Es además una manera de hacerse más fuerte, de aprender autodisciplina y organización.

    Aún así entiendo bien el punto de Mujica, sobre todo cuando el trabajo nos aleja de las personas y cosas que amamos. A veces nos aleja hasta de nosotros mismos. Tener poco tiempo para leer lo que quiero leer será el precio más difícil de asumir para mí.

    En fin, la entrada me ha hecho sentir en empatía con esa amiga a la que refieres, así como reflexionar un poco más sobre el futuro y sobre por qué hacemos lo que hacemos. Acá esté el link del video donde Mujica dice esas y otras importantes palabras. Es un extracto de la serie de documentales Human, también hermosísimos y conmovedores. Dejo ambos links de Youtube:

    Entrevista a Mujica

    Documental Human Parte 1, subtitulado

    Le gusta a 1 persona

    • Borgeano dice:

      Antes que nada, Chocani, gracias por los enlaces. Luego, como bien haces notar al decir que comprendes las palabras de Mujica, mi intención no es hablar en contra del trabajo ni de la disciplina ni nada parecido; mi intención fue criticar al sistema capitalista en sí y en particular a ese estado de cosas que nos hace olvidar lo importante por lo secundario. Cuando dejamos de vivir por obtener dinero para comprar cosas que luego usará otro es donde la situación me obliga a rebelarme. El caso de mi amiga es sintomático; más aún cuando ella tiene la capacidad y el deseo de hacer otras cosas. Lo que tú me cuentas al principio de tu comentario, aunque te quitará tiempo (y tiempo valioso) no es criticable desde ningún punto de vista. Primero porque es una decisión personal, segundo porque no será así por el resto de tu vida, y tercero porque lo que haces tiene un objetivo determinado: crecer profesionalmente. Todo ello, a la larga, será beneficioso para ti. Mucha suerte con ello.

      Un abrazo.

      Me gusta

  11. Sabiduría. Simplemente es la palabra, un abrazo

    Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s