No dejarnos atrapar

escape

Dejo otro fragmento de Desencajados, de Darío Sztajnszrajber. y lo dejo porque sí, sin excusa alguna; sólo porque dialoga conmigo (y espero que también lo haga con ustedes, claro) y porque me empuja, por fortuna, a pensar:

“Somos amantes de lo que no cierra. Somos redes, rizomas, coincidencias, contingencias, azares, desvíos. Nos unen nuestras diferencias. Nos une el compartir de casualidad, y por un rato, un mismo sendero. Perdernos en la apertura, abrirnos a la perdición, habitar las paradojas, habitar los pasillos; huir del peor de los encierros, huir de nosotros mismos. No dejarnos atrapar, romper la linealidad, romper la ruptura; salir, siempre salir. No hay recetas para salvarse. Por ahí ni siquiera hay salvación, sino escape, huir, escapar; no dejarnos atrapar”.

Anuncios

7 comentarios el “No dejarnos atrapar

  1. Javi B. dice:

    No conocía este fragmento y, por suerte, también dialoga conmigo.

    Creo que, en la sociedad en la que vivimos, durante gran parte de nuestro tiempo, nos dedicamos a huir. Ya sea en la televisión, videojuegos, bebiendo alcohol o, incluso, en el mejor de los casos, intentando aliviar nuestra soledad leyendo algún libro con el que nos identifiquemos. Resulta curioso que en una sociedad en la que estamos conectados con multitud de personas a través de dispositivos electrónicos, nos sintamos más solos que nunca. La vida que muchos llevamos es una continúa huida hacia delante, porque no huir de uno mismo significa plantearse demasiadas cosas y eso produce un gran desasosiego.

    Un abrazo y muy buena entrada. Por cierto, no conocía a este autor que citas. Buscaré algo suyo.

    Le gusta a 1 persona

    • Borgeano dice:

      La vida, hoy, está armada para huir a cualquier lado, siempre y cuando sea lejos de uno mismo (quienes ganan con esto es otro tema, uno que ya hemos tratado con anterioridad). Con respecto a eso que dices que hoy estamos conectados a través de dispositivos es cierto, pero también relativo; soy de los que creen que las palabras no siempre hacen referencia a la cosa y, en estos casos, llamarlos “medios de comunicación” no significa que realmente lo sean; pero, acostumbrados al significado primero de la palabra, así lo creemos.
      Con respecto a Darío Sztajnszrajber, puedes conseguir su libro (hasta ahora, que yo sepa, publicó uno solo) en la red, al menos para echarle un vistazo. También en Youtube tienes su programa de TV, el cual se llama “Mentira la verdad” y también sus clases en la Universidad Abierta, las cuales son extensas pero muy interesantes. Espero que sea de tu agrado.

      Un abrazo.

      Le gusta a 1 persona

  2. La frase con la que más estoy de acuerdo es con “Nos une el compartir de casualidad, y por un rato, un mismo sendero” y la de “habitar las paradojas” Y en general creo que describe muy bien lo que es la mente humana y nuestro tránsito por la vida, donde solo se disfruta si hay algo nuevo que descubrir y vamos por ahí huyendo de nosotros mismos de una forma u otra. Como ves a mí también me ha hecho pensar, gracias por compartir y un abrazo.

    Le gusta a 1 persona

    • Borgeano dice:

      Esa frase en particular quise tomarla y decir algo al respecto para finalizar la entrada, pero no encontré al filósofo que la expuso (que es de donde también la toma Sztajnszrajber). Este filósofo decía que parte del dolor que sufren las personas es porque piensan en términos que no son válidos. Por ejemplo, esa idea de que un matrimonio debe estar junto “hasta que la muerte los separe”. Entonces, cuando por algún motivo sobreviene un divorcio, suele tomárselo como un error o un drama o una carencia. Si, por el contrario, consideramos que la vida de cada uno es un camino donde por un tiempo más o menos breve, algunas otras personas se suman y nos acompañan por un tiempo (incluso, en algunos casos, hasta que la muerte los separe), el dolor no existiría o no sería tan duro. Creo que ésa es una de las frases centrales de la entrada y me alegro que la hayas destacado y considerado un poco como propia.

      Un abrazo.

      Le gusta a 1 persona

  3. danioska dice:

    Es lindo, tiene cadencia, sabe bien, nomás que ahora sí no coincido: a mí los círculos no cerrados me disgustan, me zumban en la oreja. Pero, claro, ese es mi problema, no el del autor ni el suyo de usté. Gracias igual por la reflexión.
    Se le abraza.

    Le gusta a 1 persona

    • Borgeano dice:

      Sos una de las nuestras, D; conociendo a Sztajnszrajber sé que el significado de “Somos amantes de lo que no cierra” es que somos los que estamos arrojados a una búsqueda constante; a una postura ante la vida que siempre busca y que no se conforma con lo que ya existe. Si no fueras una de estas personas, no escribirías poesía ni nada. Para ser más específicos en este asunto: para Sztajnszrajber “lo que cierra” es, por ejemplo, la religión. La religión “cierra” porque no permite la duda, para ella toda respuesta es Dios; en cambio para nosotros toda respuesta es abierta y, por lo tanto, estamos dispuestos, quienes así pensamos, a modificar nuestras ideas si alguien nos demuestra que estamos equivocados.

      Abrazos cerradísimos.

      Le gusta a 1 persona

      • danioska dice:

        Entendido así, coincido. Me fui por significado más cotidiano: dejar abiertas relaciones, etapas, esfuerzos. En eso soy más bien vikinga: todo o nada. Y si es nada, es nada.
        Abrazos que no dudan.

        Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s