Hoja de ruta (II) Lima (II)

 

20180122_152956

 

Todo mejoró al día siguiente. Cambiamos de hotel, cruzando el río Rímac, a pocas cuadras del centro. También cambió la atención de la gente; Rony, el recepcionista del hotel fue el más amable de todos y nos aconsejó qué visitar y cómo hacerlo: El centro histórico limeño, Miraflores, el tradicional cambio de guardia en la Casa de Gobierno, qué templos o museos visitar, dónde y qué comer. Molesto por el trato que habíamos recibido el día anterior y haciendo lo posible para que no nos lleváramos esa impresión de su ciudad y de su país (cosa que de ninguna manera íbamos a hacer, recordando aquel viejo refrán, podemos decir eso de que en todos lados se cuecen habas…).

 

20180124_193713

 

La belleza de la Lima colonial se impuso por sí sola y nos regaló momentos maravillosos. La ciudad moderna también tiene lo suyo, pero nada se compara al centro histórico (el cual está considerado como Patrimonio Cultural de la Humanidad) y su impecable y más cuidada arquitectura. Los dos únicos puntos negativos que encontramos en la capital peruana es, por un lado, el ruido enloquecedor de los automóviles y su constante uso de las bocinas (o claxon, para otros). Los limeños la usan para todo: para señalar que son automóviles de alquiler (hay un fuerte mercado de autos de alquiler paralelo), para pedir paso, para señalar que cambió el semáforo, para evitar que el peatón cruce… para lo que sea, en ciertos sectores de la ciudad uno puede encontrar a una docena de autos todos haciendo ruido al mismo tiempo y por diversos motivos. Segundo punto: para visitar la catedral limeña y otros templos católicos, hay que pagar una entrada; lo cual es absurdo por donde se lo mire (y no importa si se es un turista o un devoto cristiano, o pagas o no entras).

De todos modos, el resultado fue más que positivo: Lima es encantadora y sus encantos superan con creces a sus puntos flacos.

Próximo destino: Cusco.

Una brevísima galería. Para ver las imágenes en mayor tamaño, hacer clic sobre una de ellas.

Anuncios

4 comentarios el “Hoja de ruta (II) Lima (II)

  1. Saludos agradecidos y de bienvenida, Roberto. Se te echaba de menos, pero ya veo que has hecho tu hoja de ruta y qee generosamente la compartes.
    Me alegra que hayas disfrutado de Lima. Las fotografías son preciosas y transmiten toda la belleza que describes.
    Un fuerte abrazo.

    Le gusta a 1 persona

    • Borgeano dice:

      ¡Hola, Isabel! Gracias por tus palabras. Sabes que disfruto este sitio y no veía la hora de volver, aunque sea un par de veces a la semana (obligado o acunado por las circunstancias, según se lo mire). Por el momento, aunque siempre hay algún pensamiento por allí que puede llegar a ser válido para este sitio, seguiré subiendo algunos detalles del viaje.
      Te mando un fuerte y cálido abrazo.

      Me gusta

  2. Yeli dice:

    Hermosa ciudad y su centro histórico, yo quedé encantada con los balcones de madera de los palacios del centro y su iluminación en la noche. Buen viaje a Cusco Borgeano!😊

    Le gusta a 1 persona

    • Borgeano dice:

      No cabe duda de que esos balcones son los que más llaman la atención de los turistas. A mí me parecieron hermosísimos y, sin duda, son una parte importante del paisaje arquitectónico limeño.
      Gracias por tus buenos deseos; en unos días subiré algo de esa otra ciudad maravillosa que es Cusco.
      Un abrazo.

      Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s