Las explosiones son primavera

Para L., mi estación favorita.

Las explosiones son primavera – Salvador Dalí

.

Las explosiones son primavera

Las explosiones son primavera
como manchas de sangre en un fondo de nieve
o nubes en tono pastel abandonadas en el cielo
por un artista indisciplinado y olvidadizo.
Palabras que renacen, voces
desde lo alto de un árbol, en un nido
donde pichones hambrientos no dan tregua
a sus incansables padres.
Voluntad atareada, velo descorrido
(recuerdo rasgado de anteriores destellos)
polen viajero, brote y tallo
aire espejo
reliquia
voces de enamorados en promesas infinitas.

Todo es
porque todo es en sí mismo
Danza de abejas en un mundo que es todo panal
y almendros en flor.

Las explosiones son primavera
en los ojos de la noche que destellan más claros
en el terciopelo que los contiene
en la fuerza de la migratoria ballena y mariposa
en el tiempo que abre los glaciares
las almenas, la savia renovada
en el río que apalabra su descenso
lenguaje de furia incontenible, tintineo de caireles
que se vuelve órgano de catedral
y coda definitiva en los deltas o los mares.

Las explosiones son primavera
zumbidos invisibles de mosquitos en la noche
e inicio de insomnio
¿y por qué no? Ellos también tienen derecho
a su porción de alegría, a su parcela de vida
a esos renovados impulsos que son y serán y serán
por siempre ―ciclo infinito, devenir eterno―
las inevitables, y cíclicas, y necesarias, y delicadas
explosiones
de primavera.

10 comentarios el “Las explosiones son primavera

  1. Genial Roberto. Un poema exquisito para la llegada de la primavera, todo aderezado con la magia de Dalí.
    Un cálido abrazo

    Le gusta a 2 personas

    • Borgeano dice:

      Muchas gracias, Xabier; sabes que viniendo de tu parte para mí este comentario tiene un valor agregado que, sin quitarle méritos a los demás (por supuesto), lo hace especial.
      Encontré el trabajode Dalí por azar y ese fue, como es obvio, el disparador del poema. Creo que necesitaría más disparadores (del tipo que sea). Pero bueno, irán apareciendo cuando ellos quieran.

      Un cálido abrazo.

      Le gusta a 1 persona

  2. María dice:

    Un poema bello. Habla de primavera y si algo me gusta es esa estación.
    Un abrazo casi, casi primaveral, amigo mío.

    Le gusta a 1 persona

    • Borgeano dice:

      De mi ciudad natal, querida María, a primavera es mi estación preferida; después de un crudo invierno y antes de un tórrido verano, se encuentra ella, perfecta en todos los sentidos. Aquí donde vivo ahora, curiosamente, es más calurosa la primavera que el verano; pero de todos modos sigue siendo deliciosa.
      Me alegro que compartamos nuestra preferencia por ella.

      Un florido abrazo.

      Me gusta

  3. Carmen B. dice:

    Gracias, Roberto, por recordarme tú también , que llega la primavera…. ya lo vengo notando en …bueno, hay cientos de señales… y además vivo en el Sur de España..Pero tú entrada , con ese poema ha sido una auténtica EXPLOSION¡¡ !que bonito¡! Abrazos

    Le gusta a 1 persona

    • Borgeano dice:

      Me alegra esa !EXPLOSIÓN!, así, en mayúsculas y me alegra que el poema haya sido de tu agrado. No soy mucho de prestarle atención al almanaque o esas cosas, pero el encuentro fortuito con esa obra de Dalí despertó la necesidad de escribir el texto.
      Sea como fuere, Feliz primavera para ti y, después, para todos los demás.

      Un fuerte abrazo.

      Le gusta a 1 persona

  4. Me alegro que el cuadro de Dalí te haya inspirado este hermoso poema. Gracias por compartirlo.
    ¡Feliz semana!

    Le gusta a 1 persona

    • Borgeano dice:

      Así fue, Isabel; encontrarme con el cuadro fue el disparador para escribir, a continuación, el poema (necesitaría encontrar un disparador como este a diario, creo). Tus palabras bien más que bien porque sabes que soy muy inseguro con respecto a mi poesía; así que en ese sentido estoy más que agradecido por ellas.

      Un fuerte abrazo.

      Le gusta a 1 persona

  5. Si, por supuesto Dali; sí por supuesto el poema… pero me ha llegado al alma la pequeña línea que lo precede, la bellísima e inquebrantable dedicatoria. Nada más.

    Le gusta a 2 personas

    • Borgeano dice:

      Muchas gracias por tus palabras, María; uno no es más que uno hombre agradecido y que sabe que ha tenido la fortuna de encontrar, en este mundo plagado de personas varias, a aquella que le da un sentido diferente a cada uno de sus días.
      Comparto contigo en que, en estos casos, todo lo demás, Dalí, el poema y todo lo demás, es secundario.
      Gracias por notar ese detalle y, sobre todo, por destacarlo.

      Un fuerte abrazo.

      Le gusta a 2 personas

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s