Contemplando el océano.

Horizonte

“Cada uno de nosotros es una península, con una mitad unida a tierra firme y la otra mirando al océano. Una mitad conectada a la familia, a los amigos, a la cultura, a la tradición, al país, a la nación, al sexo, al lenguaje y a muchos otros vínculos. Y la otra mitad deseando que la dejen sola contemplando el océano.”

Esta cita de Amos Oz me desnuda, me expone, me abre a una certeza que permanecía oculta, en silencio, hasta que esas palabras la dejaron en evidencia. No puedo, ahora, menos que aceptar que esa dualidad, hoy (otra más, entre las otras muchas que me forman), mece mis días con la irregularidad de las mareas: no se rige por el rigor de un metrónomo, pero siempre está allí, como una permanencia segura en cada día.

Anuncios

18 comentarios el “Contemplando el océano.

  1. Gaviota dice:

    Es precioso lo que has escrito Borgeano,
    Es bonita la cita de Amos y quizás cierta pero yo ahora mismo soy una isla y además llena de huracanes.
    Feliz fin de semana
    Besos

    Le gusta a 1 persona

  2. Mariel dice:

    Una mitad unida a nuestros apegos y la otra mitad haciendo frente a los sueños, miedos, ansias ..

    Le gusta a 1 persona

    • Borgeano dice:

      Mariel, me da mucho gusto tenerte por aquí; espero que tu regreso a la red sea pronto. La lista de Amos Oz puede (y debe) ser enriquecida con todas aquellas dicotomías que consideremos apropiadas. Me gustó esa inclusión tuya sobre aspectos no siempre positivos de nuestra vida, como los miedos. Éso también somos nosotros, aunque no sea de nuestro agrado el reconocerlo.
      Un fuerte abrazo.

      Le gusta a 1 persona

  3. danioska dice:

    Preciosa imagen, que además también suscribo, como tú. Justo ayer leí este fragmento de los Diarios amorosos de Anaïs Nin, y me pegó fuerte: “He aprendido que soy dos personas distintas, una de ellas enamorada de los hombres místicos y la otra de los hombres terrenales, ardorosos y marciales. Y esta noche vuelvo a aceptar esta división, esta ruptura, y dejo fluir la doble corriente. […] Acepto mi división interna porque así nadie se sentirá engañado”. No es el mismo tema pero de alguna manera toca el tema de los dos que nos habitan: uno que se asoma hacia el misticismo y el silencio que elevan, otro sociable, con los pies bien plantados en la tierra. Me explica tantas cosas…
    Abrazo

    Le gusta a 1 persona

    • Borgeano dice:

      Creo que la cita de Anaïs Nin es más que pertinente. En la entrada lo dije: esa dualidad (sobre la que habla Os) es una de las muchas que nos forman; así que no creo que ambas citas sean tan disímiles. Yo me apropio de la última parte: “Acepto mi división interna porque así nadie se sentirá engañado”. Eso me parece perfecto: parte del camino de autoconocimiento implica la puesta en práctica de aquello que aprendemos. No engañarnos es el primer paso para no engañar (ni siquiera de manera involuntaria) a los demás. La exposición positiva de esta idea es la que más me gusta: Poder ser explícitos y firmes en la exposición de lo que somos, es el primer paso para, precisamente, poder Ser. Nada más y nada menos que eso: Ser. ¡Maravilloso camino éste del autoconocimiento! Sigamos explicándonos D.; que lo demás es hojarasca.
      Abrazo.

      Le gusta a 1 persona

  4. Leha dice:

    Pensaba yo que, es más que necesario, esa mirada al océano interno, conocernos a nosotros mismos porque a veces nos confundimos entre tanta gente, entre tantas voces que corremos el riesgo de ir lacerando nuestra propia identidad, con nuestras luces y nuestras sombras…somos duales como lo es el día y la noche, el bien y el mal, el mar y la tierra, lo blanco y lo negro….la fuerza del ying y el yang…
    Me ha encantado
    Beso con alas

    Le gusta a 1 persona

    • Borgeano dice:

      Querida Leha; perdón por no haber respondido antes; me excusa el hecho de que estoy viajando y permaneciendo por una semana en diferentes locaciones y algunas de ellas no tienen internet (o si la tienen es en alguna oficina, por ejemplo).
      Con respecto a tu comentario puedo asegurarte que yo, al menos, me siento cada vez más inclinado a esa mirada interior o interna. La gente, en general, me cansa cada vez más. Claro, por fortuna no son todos y nunca lo serán, pero a veces siento que el único refugio ante tanta tontería suelta es permanecer solitario y tranquilo frente a ese mar del que nos habla Amos Oz.

      Un fuerte, fuerte abrazo.

      Me gusta

  5. Leyla dice:

    hermoso y cierto!! bellas letras Borgeano, Feliz inicio de Semana, un abrazote y un beso.. tronado 🙂

    Le gusta a 1 persona

    • Borgeano dice:

      Querida Leyla, mil perdones por no haber respondido antes; no sé si habrás visto alguna de mis últimas entradas, estoy recorriendo algunas locaciones pequeñas del estado (como profesor de música) y debo permanecer una semana en cada una. En algunas de ellas no hay internet o si lo hay es en algunos sitios limitados (del gobierno, por ejemplo); de allí que cuando llegue a casa me encuentro con un montón de comentarios por responder.

      Un fuerte abrazo.

      Le gusta a 1 persona

  6. Es importante y saludable poder transitar entre esas mitades con tranquilidad y asiduidad.

    ¡Qué buena esa soledad,
    qué bueno ese estar anclado al mundo…
    qué bueno encontrar el equilibrio,
    más qué bueno,
    que respeten tu submundo…!

    Un abrazo.

    Le gusta a 1 persona

    • Borgeano dice:

      Para ser sinceros, Alberto; yo cada día me encuentro mirando el mar durante más y más tiempo. Parecerá pretencioso lo que voy a decir; pero por momentos la gente me cansa con tanta tontería y es en esos momentos en que el único sitio donde encuentro algo de tranquilidad es en esa soledad contemplativa de la que habla Amos Oz (está bien, como dijo alguien: todos somos pacientes con nosotros mismos).
      Me encantaron esos versos que improvisaste.

      Un abrazo.

      Le gusta a 1 persona

  7. Que hermosa cita y que estupendo texto el que has escrito. Gracias!

    Le gusta a 1 persona

    • Borgeano dice:

      Muchísimas gracias Isabel; me alegra muchísmo que te hayan gustado mis palabras (las releo y las noto un pelín confusas).
      Disculpa por demorar tanto en responder, es que ando dando vueltas por algunos sitios donde conectarse es difícil o, sencillamente, imposible. La semana que viene iré a uno donde no creo que haya internet. De todos modos, vale la pena.

      Un fuerte abrazo.

      Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s